Menú Busca una receta, una palabra clave, un ingrediente...

Comer postre te ayuda a eliminar calorías, según la ciencia

Cuando estás haciendo esfuerzos para tener un peso saludable, una de las cosas más difíciles es vivir sin postre. Sin embargo, un estudio científico muestra que tal vez este sacrificio ni siquiera es necesario: parece que comer postre, al contrario, ayudaría a eliminar calorías sobrantes de tu dieta, ayudándote así a mantener el peso más sano para tu organismo. ¿Querías una buena razón para darte un placer la final de la comida? ¡Pues aquí la tienes!

Comer postre y bajar de peso...

Comer un postre al final de la cena o el almuerzo es uno de esos placeres que cuesta mucho dejar ir cuando estamos tratando de perder peso. Pero tenemos que hacerlo, porque el postre nos engorda muchísimo y hace que comamos muchas muchas calorías… ¿o no?

Pues de acuerdo con un estudio realizado por The American Psychological Association, ¡hay buenas noticias para los amantes del postre!


Más artículos recién sacados del horno



Técnicas de cocina

Suaves e irresistibles mini cheesecakes de oreo

En tu próxima reunión, sorprende a tus invitados con un postre suavecito y lleno de sabor. Estos mini cheesecakes de galleta oreo tienen el balance perfecto de sabores y texturas, quedan súper lindos y seguro conquistarán a todo el mundo. 

 

Ingredientes:

  • 1 taza de leche
  • 100g de chocolate oscuro
  • 250g de queso crema
  • 100g de azúcar
  • 2 huevos
  • 1 cda de vainilla
  • 60g de chocolate blanco
  • 1 paquete de galletas oreo

 

Preparación:

  1. En una olla pon a calentar la leche, y en cuanto rompa hervor añade el chocolate. Baja el fuego y mezcla hasta que se derrita.
  2. Toma un tazón, agrega el queso crema, el azúcar, el huevo y la vainilla, y bate hasta obtener una mezcla homogénea y cremosa. 
  3. Trocea 5 o 6 galletas oreo y agrégalas a la mezcla.
  4. En un molde para cupcakes, coloca 1 galleta oreo en cada espacio, y cubre con 1 o 2 cdas de la masa de cheesecake.
  5. Reserva un espacio para poner el chocolate blanco en trozos.
  6. Hornea a 180°C durante 15 minutos. Mientras tanto pon el chocolate oscuro con leche en una manga pastelera.
  7. Cuando los pastelitos estén listos, decora con el chocolate y deja enfriar lo suficiente para que endureca.
  8. Sirve en un plato con la salsa de chocolate blanco y disfruta.

Comenta este artículo