Menú Busca una receta, una palabra clave, un ingrediente...

La auténtica receta italiana de los Amaretti

Los amaretti son unas galletas de almendra italianas, parecidas a los macarrones franceses, pero hechas a base de pasta de almendras. Existen Amaretti sólidos, pero los que vamos a preparar son como los de la imagen, con un exterior ligeramente crujiente y un interior más suave de lo que imaginas. Se preparan con almendras dulces y amargas, pero estas últimas son famosas por ser tóxicas, así que ten cuidado y asegúrate bien de que estén cocidas (para que pierdan la toxicidad), o verifica de dónde vienen y cuál es su nivel de toxicidad antes de agregarlas a la receta.  ¡Empecemos!

Getty Images

Ingredientes

  • 160 gr de almendras dulces
  • 140 g de azúcar refinada
  • 10 gr de almendras amargas (las almendras amargas pueden resultar tóxicas, así que verifica de dónde vienen y cuál es su nivel de toxicidad)
  • 1 clara de huevo, ligeramente batida
  • 1 cucharadita de ralladura de limón
  • 1 pizca de sal
  • extracto de vainilla
  • agua de azahar
  • azúcar impalpable
  • almendras enteras

Más artículos recién sacados del horno



Técnicas de cocina

Sorprende a tu familia con esta crujiente tarta de galletas y Nutella, ¡simplemente irresistible!

Para un cumpleaños en casa o un domingo en familia, nada mejor que una deliciosa y crujiente tarta de galletas con Nutella. Es perfecta para preparar con los niños, y lo mejor de todo...¡no necesita horno! Para prepararla vas a necesitar:

  • 400ml de crema líquida
  • 250g de queso mascarpone o philadelphia
  • 500g de galletas tipo marías
  • 1cda de miel
  • varias cdas de Nutella
  • cacao en polvo para decorar

 

Vamos a comenzar por el relleno. En un tazón bate la crema líquida hasta que monte. Incorpora el queso mascarpone o queso crema, la miel y 1 cda de Nutella. Vuelve a batir hasta obtener una consistencia homogénea y ligera. Reserva en el refrigerador durante 15 minutos. 

A continuación, toma una galleta, úntala con Nutella y añade 1 cdta de la crema. Cierra con otra galleta para formar un sándwich. Coloca cada uno de ellos al fondo de un molde para tartas. A continuación vierte una parte de la crema encima y forma otra capa de galletas. Cubre con el resto de la crema y refrigera. Al momento de servir, espolvorea con cacao en polvo o decora con nueces, lunetas o chispas de colores a tu gusto.

Comenta este artículo