Menú Busca una receta, una palabra clave, un ingrediente...

Aprende a hacer una tarta Saint Honoré, ¡el postre preferido de los franceses!

Polvorón de mantequilla, profiteroles y crema pastelera, ¿qué más puedes pedir?

Introducción

La tarta Saint Honoré es un postre típico francés con mucha historia. Fue inventada en honor de San Honorato de Amiens, el santo patrono de los pasteleros y panaderos. Otros dicen que su nombre se debe a la calle de la pastelería donde fue inventado. Lo cierto es que nadie puede resistirse a su crujiente base de masa sablé, sus pequeños profiteroles que pueden ir rellenos, su crema pastelera casera y el toque saladito de su caramelo. Este postre es el rey de los pasteles y, aunque no es una receta para principiantes, es mucho más fácil de hacer de lo que pensabas. ¡Anímate a prepararla y deja a tus invitados con la boca abierta!


Más artículos recién sacados del horno



Técnicas de cocina

Prepara un cheesecake súper fresco con el inconfundible sabor a mojito

Si eres de los que llevan la fiesta por dentro, tenemos un postre divertido y muy tropical para disfrutar a cualquier hora del día. Este cheesecake de mojito combina una base crujiente con una crema suavecita con 100% sabor latino. Lo mejor de todo es que se prepara sin horno, y queda lista en menos de lo que puedes decir chachachá. 

 

Ingredientes:

  • 250g de galletas tipo marías
  • 100g de mantequilla
  • 2 cdas de azúcar
  • 1/2 taza de jugo de limón
  • 1 lata de leche condensada
  • 250g de queso crema
  • ralladura de 1 limón
  • 1 chorrito de ron (opcional)

 

Preparación:

  1. Coloca las galletas en una bolsa de plástico y tritura con un rodillo hasta que queden hechas polvo.
  2. Derrite la mantequilla al microondas, mezcla en un tazón con las galletas y el azúcar.
  3. Coloca la galleta húmeda en un molde para tarta, aplastando con una cuchara para formar una base plana. Reserva.
  4. En otro tazón mezcla leche condensada, queso crema, jugo y ralladura de limón, y por supuesto ron (aunque puedes omitirlo). Bate hasta obtener una crema homogénea.
  5. Vierte la crema en el molde y congela durante 20 minutos. ¡Así de fácil!

Comenta este artículo