Menú Busca una receta, una palabra clave, un ingrediente...

Sigue estos pasos y aprende a cultivar uvas en casa

 

 

A estas alturas ya sabrás que, con un poco de talento, no es necesario disponer de un jardín enorme para que podamos plantar en casa nuestras frutas y verduras preferidas. Si la uva es una de las tuyas, sigue leyendo y embárcate en este bonito proyecto:

 

1. LA ÉPOCA

El primer factor importante es la fecha. La uva debe ser cultivada en invierno (como máximo, al principio de la primavera). 

2. LAS SEMILLAS

Infórmate y averigua cuál es el tipo de uva que crecerá mejor en tu zona geográfica antes de conseguir las semillas. Una vez las tengas, lávalas y échalas en un vaso con agua. Tira las que no floten y vuelve a introducir las otras en agua durante, al menos, un día entero.

 

3. EL CULTIVO

Hazte con una maceta y llénala con tierra fértil. Más bien cerca unos de otros, practica cuatro orificios de unos 10 cm de profundidad. En cada uno de ellos, introduce dos semillas. Vuelve a rellenarlos, sin comprimir demasiado la tierra, y riega.

 

4. LOS BROTES

De 6 a 8 semanas más tarde, comenzarás a ver los primeros brotes. Aún deberás tener un poco más de paciencia y esperar a que estos crezcan hasta alcanzar aproximadamente los 8 cm de altura antes de moverlos a una maceta más grande.

 

5. EL TRASPLANTE

Cuando tu planta ronde los 30 cm será el momento de trasplantarla directamente a tu jardín. Previamente es recomendable trabajar un poco la tierra, de manera que no esté demasiado apretada ni presente impurezas ni restos que puedan poner en riesgo nuestro cultivo. Haz un hoyo de 40 cm de ancho y 40 cm de profundidad, trasplanta con cuidado y rellena de tierra.

 

6. EL SOPORTE

Se trata de una planta trepadora, lo que significa que deberás recurrir a varillas metálicas o de madera y atarla a ellas para que crezca adecuadamente. Cuando sea más grande, puede ser necesario que construyas una estructura un poco más compleja, algo así como un enrejado.

 

7. MÁS CONSEJOS

Las claves para que nuestro plan llegue a buen puerto son las siguientes:

- Mucha luz. Coloca siempre la planta de manera que pueda aprovechar toda la luz solar posible.

- Asegúrate de que el agua no se estanque, trabaja en un buen sistema de drenaje.

- Riégala al menos una vez por semana, especialmente si el clima es seco.

 

Y tú, ¿te animas?

 

¡COMPARTE ESTE ARTÍCULO!

 

Más artículos recién sacados del horno



Comenta este artículo

¿Tienes una calabaza y no sabes cómo prepararla? ¿Qué tal un cremoso flan de calabaza y queso crema? ¡Cuidado! Estos objetos del hogar son las que más acumulan gérmenes