Menú Busca una receta, una palabra clave, un ingrediente...

Solo necesitas una cubitera para hacer estos orginales mini pies de manzana

¡Ponle diversión a tu cocina con esta increíble receta!

introducción

Todos tenemos un par de cubiteras en casa que muchas veces están ahí acumulando polvo. Sin embargo, estos moldecitos no sirven únicamente para hacer hielos. ¡también puedes aprovecharlos para hacer postres!

Para muestra, un botón: estos bocaditos de pie de manzana son el postre perfecto para calmar tu antojo, para acompañar tu café o para llevar a una reunión. ¡Son tan fáciles de hacer que no lo vas a creer!


Más artículos recién sacados del horno



Técnicas de cocina

Deliciosos bocaditos de espinaca y ricotta para la hora del aperitivo

¿Buscas ideas para la hora del aperitivo? Para salir de las típicas chips y galletas saladas del supermercado, puedes probar estos suaves y deliciosos bocaditos a la italiana con espinacas y queso ricotta. ¡Además te compartimos un pequeño truco para que te queden increíbles sin esfuerzo!

 

Ingredientes:

  • 1 rollo de masa quebrada o masa para pizza
  • 1 1/2 tazas de espinacas 
  • 2 cdas de aceite
  • 2 tazas de queso ricotta
  • sal y pimienta al gusto
  • 1 molde para hacer hielos

 

Preparación:

  1. Corta las espinacas en trozos. Si utilizas espinacas congeladas, caliéntalas 3 minutos en el microondas a potencia baja.
  2. Calienta el aceite en una sartén y saltea las espinacas.  Salpimienta al gusto.
  3. Cuando estén listas, mézclalas con el queso ricotta y rectifica la sazón.
  4. Extiende la masa y córtala en 2 partes. Coloca una parte con cuidado sobre el molde para hielos, y presiona delicadamente en cada compartimiento para adaptar la masa a su forma.
  5. Toma una cuchara y rellena cada espacio con la mezcla de espinacas.
  6. Cubre el molde con la otra parte de la masa, corta los bordes y ponla al revés.
  7. Retira con cuidado el molde y corta los bocadictos. 
  8. Colócalos en una bandeja engrasada y hornea a 180°C entre 10 y 15 minutos. 
  9. Sirve con una salsa de tomate para remojar.

Comenta este artículo