Menú Busca una receta, una palabra clave, un ingrediente...

Queso fresco tipo Burgos

De

Puntúa esta receta 2/5 (2 Votos)

Ingredientes

  • 1 litro de leche
  • 1 chucharilla de cloruro cálcico.
  • 1 cucharilla de cuajo
  • sal opcional.

Especificaciones

Personas 250
Dificultad Media
Coste Medio

Preparación

Paso 1

Templar 1 litro de leche , tomar un cucharilla de cloruro cálcico diluirla en la leche, tomar una cucharilla de cuajo diluirla en la leche. Poner sal si se quiere.

Paso 2

Dejar reposar la leche durante 45 minutos y comprobar que se ha cuajado, si no dejarla hasta que cuaje.

Paso 3

Cuando la leche esté sólida cortarla con un cuchillo en cuadrados de 1 cm y dejar reposar media hora

Paso 4

Forrar con la tela el molde e ir introduciendo con una cuchara la cuajada según se vaya desuerando, dejar que pierda líquido hasta que tenga consistencia. Guardar en nevera.

También te gustará

Técnicas de cocina

Sándwich Montecristo: el snack extra crujiente que estabas esperando

Si estás en busca de un snack rápido, económico, pero sobre todo delicioso, entonces tienes que probar nuestro sándwich frito. Prepararlo es muy sencillo, y te garantizamos que a todo mundo le va a encantar, ¡especialmente a los niños!

 

Ingredientes:

  • 1 paquete de pan de molde
  • mayonesa al gusto
  • mostaza al gusto
  • nata al gusto
  • 1 paquete de queso amarillo
  • 1 paquete de jamón york
  • 2 huevos
  • 1 chorrito de leche
  • pan rallado
  • aceite vegetal
  • ketchup o aderezo ranch para acompañar
  • palitos de madera

 

Preparación:

  1. Toma el paquete de pan y corta los bordes.
  2. Unta un pan con mayonesa, mostaza o nata al gusto. 
  3. Cocola encima 1 rebanada de queso amarillo y 1 de jamón york.
  4. Cubre con otro pan, úntalo con mayonesa, añade jamón y queso.
  5. Repite el procedimiento hasta tener 5 o 6 capas de sándwich.
  6. Toma 4 palitos de madera lo suficientemente largos (los de hacer brochetas son ideales), y clávalos con cuidado en el sándwich para poderlo cortar en 4 partes.
  7. Ahora corta con cuidado y obtendrás 4 brochetas.
  8. En un tazón bate el huevo con la leche. 
  9. Pasa por ahí cada brocheta, y depués por un plato con pan rallado. 
  10. Calienta el aceite vegetal en una sartén y fríe las brochetas hasta que queden doraditas. 
  11. Reserva sobre papel absorbente para eliminar el exceso de grasa, coloca en un plato y sirve con aderezos.

 

 

Comenta esta receta

Rollitos de calabacin Salsa de queso con cebolla