Menú Busca una receta, una palabra clave, un ingrediente...

Magdalenas de la abuela Inés

De

Esta es una receta de mi abuela. He tenido que ajustar un poco los ingredientes y he cambiado la gaseosa que se utilizaba antes por levadura, pero la receta esencialmente es la misma.

Puntúa esta receta 4.3/5 (3 Votos)

Ingredientes

  • - 3 huevos.
  • - 250 mililitros de leche entera.
  • - 250 mililitros de aceite de girasol.
  • - 250 gramos de azúcar.
  • - 310 gramos de harina (yo utilicé de repostería, aunque mi abuela utilizaba de trigo).
  • - 10 gramos de levadura.
  • - Un tubo de esencia de limón o ralladura de un limón.
  • - Pepitas de chocolate (opcional).

Especificaciones

Personas 8
Dificultad Media
Tiempo de preparación 5minutos
Tiempo de cocción 20minutos
Coste Económico

Preparación

Paso 1

Lo primero que hacemos es juntar en un bol grande los huevos y el azúcar y lo empezamos a batir. A continuación, incorporamos la leche y el aceite de girasol. Por otro lado, mezclamos la harina, con la levadura y lo vamos añadiendo poco a poco al bol que contiene la mezcla anterior. Por último, añadimos a la mezcla la esencia de limón, tapamos el bol con un paño y lo dejamos en la nevera durante media hora.

Paso 2

Precalentamos el horno a 250º y vamos rellenado los moldes con la mezcla hasta la mitad, ya que luego subirán. Cuando vayamos a meter las magdalenas al horno bajamos la temperatura a 210º y las dejamos casi 20 minutos hasta que estén doradas. Este es el momento más complicado, ya que si las dejáis mucho se os pueden quemar y si no se os pueden quedar un poco blancas, pero bueno ir probando a ponerlas en diferentes alturas del horno y seguro que tarde o temprano os salen riquísimas. Si las queréis dar otro toque podéis añadirles pepitas de chocolate que seguro les encantarán a los más golosos.

También te gustará

Técnicas de cocina

Pudín antioxidante de manzana y chía ¡el desayuno más fácil y rápido!

Si quieres empezar tu día con un desayuno saludable que te llene de energía, entonces tienes que probar este pudín de manzana y chía. Tiene un alto contenido de vitaminas, minerales, fibra y proteína, ¡todo lo que tu cuerpo necesita! Lo mejor de todo es que puedes prepararlo la noche anterior en un frasco y llevarlo contigo a cualquier lugar. ¿Se te antojó?

 

Ingredientes

  • 2 cdas de semillas de chía
  • 50 ml de leche de coco
  • 2 cdas de miel de maple
  • 2 manzanas
  • 2 cdas de granola
  • 1 pizca de canela en polvo
  • arándanos, pasas o bayas de goji para decorar

Preparación

  1. En un tazón o frasco mezcla 2 cdas de chía con 2 o 3 cdas de leche de coco, lo suficiente para que queden cubiertas. Endulza con miel de maple, stevia o azúcar.
  2. Aparte, corta 2 manzanas en trozos medianos, e introduce en la licuadora con la granola, canela, miel de maple y leche de coco restante.
  3. Licua hasta obtener una mezcla cremosa y homogénea. 
  4. Vierte en un tazón o frasco un poco de manzana molida, añade la chía y refrigera durante toda la noche.
  5. Por la mañana, sirve con fruta picada, coco rallado, pasas, almendras o tu topping favorito. ¡Delicioso!

Comenta esta receta

Muffins de chocolate Muffins de ruibarbo y azúcar perla