Menú Busca una receta, una palabra clave, un ingrediente...

La moda de los superalimentos ¿Aún no sabes lo que son?

La palabra "superalimento" se ha popularizado en el lenguaje cotidiano. Sin embargo no existe ninguna definición técnica: se trata de alimentos extremadamente saludables, ricos en fibras, con una alta cantidad de minerales, proteínas y vitaminas, son antioxidantes y traen miles de beneficios para nuestra salud. No son mágicos, pero sí es aconsejable incluirlos en nuestra dieta. Te contamos cuáles son. 

Hierba de trigo

El concepto de "superalimento" se ha popularizado en los últimos años. Numerosos estudios han explorado los beneficios para la salud de ciertos alimentos. Éstos no necesitan ser procesados, como otros alimentos, para volverse más nutritivos. 

Un buen ejemplo es la hierba de trigo.  Una de las principales características de la hierba de trigo es que ayuda a depurar toxinas y contiene vitaminas del complejo B así como minerales y aminoácidos. 


Más artículos recién sacados del horno



Técnicas de cocina

Pudín antioxidante de manzana y chía ¡el desayuno más fácil y rápido!

Si quieres empezar tu día con un desayuno saludable que te llene de energía, entonces tienes que probar este pudín de manzana y chía. Tiene un alto contenido de vitaminas, minerales, fibra y proteína, ¡todo lo que tu cuerpo necesita! Lo mejor de todo es que puedes prepararlo la noche anterior en un frasco y llevarlo contigo a cualquier lugar. ¿Se te antojó?

 

Ingredientes

  • 2 cdas de semillas de chía
  • 50 ml de leche de coco
  • 2 cdas de miel de maple
  • 2 manzanas
  • 2 cdas de granola
  • 1 pizca de canela en polvo
  • arándanos, pasas o bayas de goji para decorar

Preparación

  1. En un tazón o frasco mezcla 2 cdas de chía con 2 o 3 cdas de leche de coco, lo suficiente para que queden cubiertas. Endulza con miel de maple, stevia o azúcar.
  2. Aparte, corta 2 manzanas en trozos medianos, e introduce en la licuadora con la granola, canela, miel de maple y leche de coco restante.
  3. Licua hasta obtener una mezcla cremosa y homogénea. 
  4. Vierte en un tazón o frasco un poco de manzana molida, añade la chía y refrigera durante toda la noche.
  5. Por la mañana, sirve con fruta picada, coco rallado, pasas, almendras o tu topping favorito. ¡Delicioso!

Comenta este artículo