Menú Busca una receta, una palabra clave, un ingrediente...

Enamora con estos mágicos postres de chocolate

Nada enamora como un postre de chocolate, ¡y definitivamente no hay nada mejor que uno hecho en casa! Sorprende con estas recetas, que además de estar buenísimas, son muy sencillas de preparar.

@Thinkstock.com

Bizcocho de chocolate

Es sin duda el postre más clásico de todos los tiempos, y por una buena razón; no creemos que haya nada más rico que un buen pastel de chocolate, esponjosito, húmedo... ¡miam!

La receta del bizcocho tradicional  es muy fácil y no te tomará mucho tiempo. Si no tienes un molde de corazón, nada más sencillo, haz uno redondo y uno cuadrado, parte el redondo por la mitad y coloca cada mitad en un lado del cuadrado, para armar un corazón. Luego cubre con crema o glaseado.


Más artículos recién sacados del horno



Técnicas de cocina

Suaves e irresistibles mini cheesecakes de oreo

En tu próxima reunión, sorprende a tus invitados con un postre suavecito y lleno de sabor. Estos mini cheesecakes de galleta oreo tienen el balance perfecto de sabores y texturas, quedan súper lindos y seguro conquistarán a todo el mundo. 

 

Ingredientes:

  • 1 taza de leche
  • 100g de chocolate oscuro
  • 250g de queso crema
  • 100g de azúcar
  • 2 huevos
  • 1 cda de vainilla
  • 60g de chocolate blanco
  • 1 paquete de galletas oreo

 

Preparación:

  1. En una olla pon a calentar la leche, y en cuanto rompa hervor añade el chocolate. Baja el fuego y mezcla hasta que se derrita.
  2. Toma un tazón, agrega el queso crema, el azúcar, el huevo y la vainilla, y bate hasta obtener una mezcla homogénea y cremosa. 
  3. Trocea 5 o 6 galletas oreo y agrégalas a la mezcla.
  4. En un molde para cupcakes, coloca 1 galleta oreo en cada espacio, y cubre con 1 o 2 cdas de la masa de cheesecake.
  5. Reserva un espacio para poner el chocolate blanco en trozos.
  6. Hornea a 180°C durante 15 minutos. Mientras tanto pon el chocolate oscuro con leche en una manga pastelera.
  7. Cuando los pastelitos estén listos, decora con el chocolate y deja enfriar lo suficiente para que endureca.
  8. Sirve en un plato con la salsa de chocolate blanco y disfruta.

Comenta este artículo