Menú Busca una receta, una palabra clave, un ingrediente...

KRINGLE ESTONIA

De

Esta receta que os doy es para la Thermomix T31/T21 aunque se puede hacer igualmente a mano. Queda un rosco muy bueno con sabor a canela y las nueces le aportan una textura estupenda.

Puntúa esta receta 4.2/5 (5 Votos)
KRINGLE ESTONIA 4 fotos

Ingredientes

  • Para la masa:
  • 30 gr. azúcar
  • la piel de 1/2 limón sin nada de parte blanca
  • 120 gr. leche
  • 30 gr. mantequilla
  • 15 gr. levadura prensada fresca
  • 1 yema de huevo
  • 300 gr. harina de fuerza
  • 1 pellizco de sal
  • Para el relleno:
  • 50 gr. mantequilla (temperatura ambiente)
  • 60 gr. azúcar
  • 2 cucharadas canela molida
  • 50 gr. nueces picadas gruesas
  • Para el glaseado:
  • 20 gr. clara de huevo
  • 50 gr. azúcar glas

Especificaciones

Dificultad Media
Tiempo de preparación 20minutos
Tiempo de cocción 25minutos
Coste Económico

Preparación

Paso 1

KRINGLE ESTONIA - Paso 1

Para la masa: Ponemos en el vaso el azúcar y pulverizamos 15seg./vel.10. Seguidamente, añadimos la piel del limón y hacemos lo mismo 15seg./vel.10.
Con la espátula, bajamos los ingredientes hacia el fondo del vaso y agregamos la leche, la mantequilla y la levadura. Programamos 1 min./37ºC/vel.2.
A continuación, añadimos la yema y mezclamos 4 seg./vel.3.
Incorporamos la harina y la sal y amasamos 2 min./vel. espiga. Retiramos la masa del vaso y le damos forma de bola. Dejamos reposar dentro de una bolsa de plástico hasta que doble su volumen (aprox. una hora, en función de la temperatura ambiente).

Paso 2

Para el relleno: Sin lavar el vaso, ponemos la mantequilla, el azúcar y la canela y mezclamos 30 seg./vel.2.

Paso 3

KRINGLE ESTONIA - Paso 3

Precalentamos el horno a 180ºC.
Cuando la masa haya doblado su volumen, la ponemos sobre una superficie de trabajo espolvoreada con harina y la extendemos con ayuda de un rodillo, hasta tener un rectángulo de aprox. 40x50 cm. Untamos la masa con la crema de relleno, espolvoreamos con las nueces y la enrollamos por la parte más ancha. Cortamos el rollo a la mitad a lo largo, dejando uno de los extremos sin cortar. Cruzamos la masa de forma que el corte quede hacia arriba y unimos los extremos formando un círculo. Colocamos en una bandeja forrada con papel de horno y horneamos a 180ºC durante 20 minutos.

Paso 4

KRINGLE ESTONIA - Paso 4

Precalentamos el horno a 180ºC.
Cuando la masa haya doblado su volumen, la ponemos sobre una superficie de trabajo espolvoreada con harina y la extendemos con ayuda de un rodillo, hasta tener un rectángulo de aprox. 40x50 cm. Untamos la masa con la crema de relleno, espolvoreamos con las nueces y la enrollamos por la parte más ancha. Cortamos el rollo a la mitad a lo largo, dejando uno de los extremos sin cortar. Cruzamos la masa de forma que el corte quede hacia arriba y unimos los extremos formando un círculo. Colocamos en una bandeja forrada con papel de horno y horneamos a 180ºC durante 20 minutos.

Os quedará precioso como regalo y muy original.

También te gustará

Técnicas de cocina

Suaves y coloridos pastelitos de remolacha, el postre que te va a conquistar

¿Qué tal un postre original y divertido para la merienda? Si tienes niños en casa, sabes lo difícil que puede ser hacer que coman verduras. Por suerte, existen recetas "tramposas" con resultados increíbles, como estos pastelitos de remolacha, más saludables que los que están hechos solo con harina. Su divertido color se obtiene de manera natural, y de su sabor ni hablamos... ¡tienes que probarlos!

 

Ingredientes:

  • 2 remolachas cocidas
  • 2 huevos
  • 150ml de aceite
  • el jugo de 1/2 limón
  • 250g de harina
  • 150g de azúcar
  • 10g de polvos para hornear
  • 1/2 tableta de chocolate oscuro

 

Preparación:

  1. Corta en cubos las remolachas y licua junto con los huevos, el aceite y el limón.
  2. En un tazón mezcla la harina, el azúcar y los polvos para hornear.
  3. Incorpora la remolacha a los ingredientes secos y bate muy bien hasta obtener una masa sin grumos.
  4. Vierte en un molde para cupcakes y hornea a 180°C durante 20-25 minutos. 
  5. Mientras tanto, derrite el chocolate a baño maría o en el microondas, cuidando que no se queme. 
  6. Cuando tus pastelitos estén listos, desmolda con cuidado y cubre con el chocolate derretido. Deja enfriar y disfruta.

Comenta esta receta

Kringel estonia Kringel estonia