Menú Busca una receta, una palabra clave, un ingrediente...

Crisis de Prosecco: ¿Nos quedamos sin el famoso vino italiano?

prosecco


Hace unos meses salió publicado un artículo que formó un gran revuelo: el mundo se queda sin Prosecco y tanto para los comerciantes, los bares como para los amantes del vino, la noticia cayó como una jarra de agua fría.


¿Por qué el Prosecco es tan popular?
Por una parte, la demanda de Prosecco a nivel mundial aumenta constantemente, cada vez hay más consumidores "fieles" a este tipo de vino blanco italiano. El Prosecco es un vino ligero ideal para el aperitivo y mucho menos caro que otros vinos de características similares.

En Reino Unido, las ventas de Prosecco han superado las de Champán. El mercado del Prosecco crece cada año un 10% en Estado Unidos y en Alemania, este último se posiciona como el primer país en consumo de vino espumoso.


La crisis del Prosecco
La noticia fue rápidamente difundida por los medios de comunicación hace ya varios meses. La empresa Bisol, uno de los distribuidores más importantes del sector, dijo que esta "crisis deL Prosecco" afectaría tanto a Europa como al resto del mundo durante el 2015 ya que la vendimia de 2014 fue escasa y coincidió con un fuerte aumento de la demanda.

 


La respuesta oficial y las opiniones de los expertos

La noticia fue desmentida y hablan simplemente de una "mala gestión", por otra parte, los expertos afirman que las condiciones meteorológicas de 2014 no fueron las ideales pero la vendimia fue normal tanto en cantidad como en calidad.

Vinos espumosos en el resto del mundo

En Alemania encontramos el Sekt.

En la República Checa encontramos el Bohemia Sekt

En España podemos degustar entre otros el famoso Cava

En Francia los Crémant y el célebre Champagne

En Italia también encontramos el Lambrusco o el Fragolino.

 

 

 

 

 

Más artículos recién sacados del horno



Técnicas de cocina

Sándwich Montecristo: el snack extra crujiente que estabas esperando

Si estás en busca de un snack rápido, económico, pero sobre todo delicioso, entonces tienes que probar nuestro sándwich frito. Prepararlo es muy sencillo, y te garantizamos que a todo mundo le va a encantar, ¡especialmente a los niños!

 

Ingredientes:

  • 1 paquete de pan de molde
  • mayonesa al gusto
  • mostaza al gusto
  • nata al gusto
  • 1 paquete de queso amarillo
  • 1 paquete de jamón york
  • 2 huevos
  • 1 chorrito de leche
  • pan rallado
  • aceite vegetal
  • ketchup o aderezo ranch para acompañar
  • palitos de madera

 

Preparación:

  1. Toma el paquete de pan y corta los bordes.
  2. Unta un pan con mayonesa, mostaza o nata al gusto. 
  3. Cocola encima 1 rebanada de queso amarillo y 1 de jamón york.
  4. Cubre con otro pan, úntalo con mayonesa, añade jamón y queso.
  5. Repite el procedimiento hasta tener 5 o 6 capas de sándwich.
  6. Toma 4 palitos de madera lo suficientemente largos (los de hacer brochetas son ideales), y clávalos con cuidado en el sándwich para poderlo cortar en 4 partes.
  7. Ahora corta con cuidado y obtendrás 4 brochetas.
  8. En un tazón bate el huevo con la leche. 
  9. Pasa por ahí cada brocheta, y depués por un plato con pan rallado. 
  10. Calienta el aceite vegetal en una sartén y fríe las brochetas hasta que queden doraditas. 
  11. Reserva sobre papel absorbente para eliminar el exceso de grasa, coloca en un plato y sirve con aderezos.

 

 

Comenta este artículo

Supersticiosos en la mesa: cosas que hacemos para evitar la mala suerte Los platos que comes pensando que son ligeros