Menú Busca una receta, una palabra clave, un ingrediente...

Pulpo a la brasa y aceite de pimentón

De

El Octopus Vulgaris (pulpo común), es un molusco cefalópodo perteneciente al grupo de los octópodos. Se dice de el pulpo, que es un animal muy inteligente, yo creo que lo más inteligente, es comérselo. El ser humano come pulpo desde que lo “descubrió”, y tiene infinidad de maneras de prepararlo, aquí una rápida y deliciosa.

Puntúa esta receta 2.8/5 (82 Votos)

Ingredientes

  • 4 patas de pulpo (puntas)
  • 8 cs AOVE
  • ½ cc pimentón dulce
  • ½ cc pimentón picante
  • ½ cc ajo picado fino
  • 2 patatas cocidas
  • Sal en escamas

Especificaciones

Personas 4
Dificultad Fácil
Tiempo de preparación 10minutos
Tiempo de cocción 8minutos
Coste Medio

Preparación

Paso 1

1. Cocemos el pulpo y cada punta la cortamos en dos partes.

2. Para hacer el aceite de pimentón, mezclamos los pimentones con el aceite y el ajo picado, dejamos a fuego muy bajo durante unos 20 minutos, dejamos reposar un par de horas.

3. ponemos los trozos de pulpo sobre las brasas.

4. Mientras, cortamos en rodajas las patatas y las ponemos de “cama” para colocar el pulpo encima. Dos rodajas por ración.

5. Una vez listo el pulpo, lo disponemos sobre las patatas.

6. Bañamos con el aceite de pimentón. Y ponemos un palillo largo para sujetarlo todo y sea más cómodo para comer de bocados.

7. Rociamos las escamas de sal por encima.

Podemos espolvorear, perejil fresco por encima o unos ajos fritos, es un plato muy sencillo y sabroso, incluso hoy en día podemos comprar las patas de pulpo ya cocidas, eso hace de esta tapa, una solución para emergencias. También lo podemos hacer como un plato. Si no quieres sentir el granulado del pimentón, puedes tamizar el aceite después de enfriar una vez hecha la infusión de pimentón.

También te gustará

Técnicas de cocina

Lasaña de patatas, una cena que reconforta el alma

 

La sensación de la temporada es esta original lasaña, un plato que apenas requiere preparación y que nos dejará más que satisfechos.

 

INGREDIENTES: 

  • 3 patatas.
  • 500 gr de salsa boloñesa.
  • 50 gr de espinacas frescas.
  • 200 gr de queso cheddar y gruyer rallado.

 

PREPARACIÓN:

1. Corta las patatas (sin pelarlas) en rodajitas muy finas.

2. En el fondo de una bandeja para hornear, coloca una primera capa de estas rodajitas. Sobre esta capa, extiende la mitad de la salsa boloñesa; sobre ella, la mitad la mitad de las hojas de espinaca y, sobre ellas, la mitad del queso rallado.

3. Repite el paso 2, alternando patatas, salsa, espinacas y queso.

4. Hornea a 180 ºC durante 1 hora y 15 minutos.

 

Divídela en porciones (más o menos grandes según el hambre que tengas) y acompáñalas con un poco de ensalada.

 

Comenta esta receta

Patata sorpresa Puré de patatas y zanahoria