Menú Busca una receta, una palabra clave, un ingrediente...

¿Qué comemos cuando estamos tristes?

De,
Rebañando

¿Cuántas veces hemos tenido un mal día y nos hemos dicho: Esta noche voy a pedir una pizza?

¿En cuántas ocasiones cuando estado un poco depres hemos acabado comiéndonos una tarrina de helado de chocolate?

¿Qué comemos cuando estamos tristes?

Aunque no lo sepamos, lo cierto es que hay una serie de razones fisiológicas que explican que cuando no tenemos demasiados ánimos, lo único que nos apetece comer son alimentos con una alta cantidad de grasas y carbohidratos.

Aparentemente, las hormonas del estómago mandan señales al cerebro, y éstas hacen que encontremos más atractivas ciertas comidas en esos momentos de tristeza.

Esto también puede llamarse comida emocional, es decir, comer determinados alimentos como el helado o las patatas fritas, porque pensamos que nos ayudan a animarnos. 

En este artículo queremos darte una lista de alimentos que comemos cuando estamos de bajón.

 

¿Qué comemos cuando estamos tristes?

 

Chocolate, chocolate y chocolate: Ya sea en helado, en tableta o en bombones, el chocolate no puede faltarnos cuando nos sentimos bajos de energía.

 

¿Qué comemos cuando estamos tristes?

 

Patatas fritas: No hay nada que consuele más que devorar una bolsa entera de patatas fritas, aunque sepamos que no es lo ideal para nuestra figura. 

No solo las patatas fritas no dan un consuelo especial, también lo hacen todas sus variantes como los fritos, los gusanitos, o las bolitas de queso, y por supuesto las palomitas de maíz.

 

¿Qué comemos cuando estamos tristes?

 

Helado:  Parece el típico cliché pero según una investigación de una universidad estadounidense podría ser que la mayoría de las mujeres recurran al helado cuando se sienten de bajón, mientras que los hombres preferirían platos de carne como el pollo frito.

Sea verdad o mito, lo cierto es que comer helado cuando se está triste es bastante adictivo. Según este informe americano, se debe a que al deshacerse en nuestra lengua, el cerebro no percibe que lo estamos ingiriendo y sigue pidiéndonos que comamos más.  

 

¿Qué comemos cuando estamos tristes?

 

Hamburguesa:  ¿A quién no le consuela una hamburguesa bien hecha?

Las comidas grasas son realmente adictivas porque nos conquistan de una manera brutal, sobre todo por la vista y los olores, por eso es uno de los platos al que solemos recurrir cuando nos sentimos con la moral por los suelos. 

 

¿Qué comemos cuando estamos tristes?

 

Cookies con pepitas de chocolate:  Cuando estamos tristones, solemos comer lo primero que pillamos o que encontremos en el armario de la cocina. Una de esas cosas pueden ser unas deliciosas cookies con pepitas de chocolate y seguramente acabaremos por comernos el paquete entero... 

 

¿Qué comemos cuando estamos tristes?

Pizza: Ya sea margarita, boloñesa o hawaiana, hay momentos tristones de la vida en los que nada nos hace sentir mejor que devorar un buen pedazo de pizza y disfrutar del queso derretido, de sus bordes crujientes y sus maravillosos ingredientes....

 

 

 

 





 

 

 

 

 

 

 

Más artículos recién sacados del horno



Técnicas de cocina

Helado cremoso de galletas oreo hecho en casa

¡El postre que estabas esperando!

Comenta este artículo

¿Qué se le da de comer a los bebés en el resto del mundo? Recetario básico del joven soltero