Menú Busca una receta, una palabra clave, un ingrediente...

Alfajores argentinos rellenos de dulce de leche

De

Puntúa esta receta 3.3/5 (11 Votos)

Ingredientes

  • 100 g. de mantequilla
  • 150 g. de azúcar
  • 1 yema y 1 huevo entero
  • La rayadura de medio limón150g de maicena
  • 60 g. de harina
  • 1 cucharadita de levadura química
  • Dulce de leche
  • Coco rayado para rebosar

Especificaciones

Dificultad Dificil
Coste Económico

Preparación

Paso 1

Alfajores argentinos rellenos de dulce de leche - Paso 1

Ponemos la lata de leche condensada volcada en una olla a presión, totalmente cubierta de agua, cerramos la olla y dejamos 30 minutos el bote pequeño y 40 minutos el bote grande, al término dejamos enfriar sola y nos olvidamos de la olla hasta el día siguiente.
Yo lo he hecho en mi olla fussioncook, colocando como dije, el bote volcado y cubierto totalmente de agua y programando menú manual o al gusto 40 minutos, dejar despresurizar sola y no abrir el bote hasta el día siguiente.
Muy importante: Por seguridad el bote debe estar volcado y no se debe abrir hasta que esté completamente frio.

Paso 2

Batimos la mantequilla con el azúcar hasta que est4e cremosa, se le agrega la yema y el huevo entero batiendo muy bien y añadimos la rayadura de limón. Tamizamos juntos la maicena , la harina y la levadura y se mezcla con la preparación anterior. colocamos sobre una superficie plana y enharinada. Se forma una masa que se deja reposar media hora.
Pasado este tiempo estiramos con el rodilllo de un grosos de medio centímetro y cortamos con un cortapastas redondo. Colocamos las porciones en la bandeja de horno con papel vegetal horneamos unos 12-15 minutos, que no tomen color.
Una vez estén frios de van untando con el dulce de leche y se unen de dos en dos, ponemos un poco de dulce de leche alrededor con ayuda de un cuchillo, para que se quede el coco rayado pegado al rebosarlo.

También te gustará

Técnicas de cocina

La mejor técnica para abrir un coco

Aprende a abrir un coco con la ayuda de un martillo y un destornillador en 3 sencillos pasos. Primero le extraeremos el agua y a continuación lo golpearemos con el martillo trazando una circunferencia. Te recomendamos colocar un trapo entre la encimera y la tabla para amortiguar los golpes.

No tires el agua, además de ser poco calórica y baja en azúcar, es un magnífico rehidratante natural y está buenísima.

Comenta esta receta

Tarta espiral con dulce de leche Tarta de dulce de leche y filadelfia sin horno